jueves, 24 de abril de 2014

La Pasión Viviente en SEGURA DE LA SIERRA


Cristo carga con la Cruz en la Pasión Viviente de Segura de la Sierra
Al fondo, la imponente mole del castillo de la localidad
(foto: archivo propio)

De las tradiciones relacionadas con la Semana Santa que se celebran en la Provincia de Jaén es sin duda una de las más interesantes la Pasión Viviente que cada Viernes Santo por la mañana tiene lugar en el pintoresco pueblo de Segura de la Sierra. Si al atractivo de la representación teatralizada le unimos el telón de fondo que suponen una serie de típicos rincones de la población en donde se llevan a cabo las diferentes secuencias de la Pasión y Muerte de Cristo, el resultado es una puesta en escena muy vistosa a la par que sobrecogedora.
Esta tradición se remonta al año 1982, cuando un grupo de jóvenes del pueblo, de forma completamente amateur, comienza a realizar la representación durante la mañana del Viernes Santo. Se trata de una pasión viviente humilde, de limitados recursos, pero desde luego que el empeño de los actores y actrices suple cualquier carencia de medios.


LA PASIÓN VIVIENTE
LAS ESTACIONES DEL VIACRUCIS

Sobre las 11 de la mañana comienza la representación, que tendrá una duración aproximada de dos horas.
En el interior de la Iglesia de Santa María del Collado de la localidad tienen lugar los episodios del Lavatorio de los pies a los apóstoles y la Última Cena.

.
Escenas del Lavatorio y la Última Cena en el presbiterio de la Iglesia de Segura de la Sierra
(fotos: archivo propio)

Seguidamente, los actores que interpretan a los apóstoles y a Cristo salen de la Iglesia y van a orar al huerto de los olivos. El escenario elegido es la monumental fuente imperial de Carlos V, del siglo XVI. Unos soldados romanos vienen y llevan a cabo el prendimiento de Cristo, y es en este momento cuando comienzan las catorce estaciones del Viacrucis de la Pasión.

Prendimiento de Cristo junto a la fuente monumental de Carlos V
(foto: archivo propio)

1. Jesús es condenado a muerte. La comitiva teatral y los espectadores se dirigen hasta el Ayuntamiento de Segura de la Sierra, un elegante edificio renacentista, antiguo Colegio de los Jesuitas en la localidad, que ha sido restaurado recientemente. El edificio se encuentra anexo a la llamada Puerta Nueva en la antigua muralla, y en los exteriores de estos emplazamientos tiene lugar el juicio a Jesús por el Sanedrín judío con el sumo sacerdote Caifás a la cabeza. Mientras tanto, abajo, en la calle, se produce el episodio de las negaciones de Pedro.

Jesús, en lo alto de la Puerta Nueva, es interrogado por Caifás desde el balcón del Ayuntamiento
(foto: archivo propio)

Cristo es conducido ante el gobernador romano Poncio Pilato. La representación se traslada ahora a los jardines que preside el busto de Don Martín Pérez de Ayala, hijo ilustre de Segura de la Sierra, que fuera Arzobispo de Valencia a mediados del siglo XVI. Aquí Jesús será interrogado, mandado azotar y condenado definitivamente a muerte.

.
.
Interrogatorio, maltrato y condena de Cristo
En la última fotografía, y en primer plano, el busto del Arzobispo Don Martín Pérez de Ayala,
que labrara el escultor cántabro Víctor de los Ríos en 1957.
(fotos: archivo propio)


2. Jesús carga con la Cruz. Después de ser condenado, Jesús carga con la Cruz e inicia su particular Vía Dolorosa hacia el Gólgota. Se trata de un trayecto de aproximadamente 500 metros entre este punto y el lavadero de Góntar a través de la carretera que sale del pueblo hacia el interior de la sierra, y a lo largo de la cual tendrán lugar las siguientes estaciones del Viacrucis.
De marcado efectismo es el ahoracamiento de Judas en un pino, que el público puede contemplar cuando se sale del pueblo por dicha carretera, a la derecha.

.
(fotos: archivo propio)

3. Jesús cae por primera vez.

(foto: archivo propio)

4. Jesús se encuentra con su Madre.

(foto: archivo propio)

5. Simón "el Cirineo" ayuda a Jesús a cargar con la Cruz.

6. La Verónica limpia el rostro de Jesús.
 
(foto: archivo propio)

7. Jesús cae por segunda vez.

8. Jesús consuela a las hijas de Jerusalén.

9. Jesús cae por tercera vez.

10. Jesús es despojado de sus vestiduras. La comitiva ha llegado al Gólgota, la ladera del cerro de Góntar, a cuyos pies se levantan los antiguos lavaderos del pueblo, hoy restaurados. Antes la crucifixión se hacía en la ladera del mismo cerro del castillo, pero recientemente se ha cambiado el emplazamiento. Los soldados romanos despojan a Jesús de sus vestiduras y se disponen a clavar en la Cruz al Hijo de Dios.

(foto: archivo propio)



11. Jesús es clavado en la Cruz. En medio de un paisaje impresionante, con el viejo castillo de Segura como testigo, Jesús agoniza en la Cruz y pronuncia las frases evangélicas antes de expirar.

Un soldado ofrece a Jesús una esponja empapada en vinagre
(foto: archivo propio)

12. Jesús muere en la Cruz. Jesús exhala su último aliento y su cabeza se inclina hacia un lado. Todo se ha consumado. Un solo de corneta desgarra el silencio sepulcral en el triste mediodía del Viernes Santo, retumbando el sonido entre las cercanas montañas.

(foto: archivo propio)

13. El cuerpo de Jesús es bajado de la Cruz.

(foto: archivo propio)

14. El cuerpo de Jesús es colocado en el sepulcro. Tras el desenclavamiento, el cuerpo de Jesús es trasladado por los soldados romanos en unas parihuelas hasta el sepulcro, del cual hace las veces una amplia mesa de piedra que hay junto a los lavaderos.

(foto: archivo propio)

Acaba aquí una magnífica representación. Cristo ha muerto en Segura de la Sierra y se aguarda con esperanza la llegada del cercano Domingo de Resurrección, y claro que sí, la del próximo Viernes Santo para deleitarnos de nuevo con la escenificación teatral de la Pasión y Muerte de Jesús.

La Cruz desnuda frente al castillo de Segura de la Sierra
una vez finalizada la representación de la Pasión.
(foto: archivo propio)





 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada